style="margin-top:40px;". Una receta hecha en casa y tu piel cambiará por completo - Belleza con Luza Ríos

Una receta hecha en casa y tu piel cambiará por completo

Piel firme con tónico de ortiga y agua de arroz. HECHO EN CASA


La piel debe estar muy limpia, yo apuesto por los jabones naturales especializados, que saquen la mugre y se laven con agua. Las cremas limpiadoras dejan un tapón que se mezcla con las células muertas y forman un tapón córneo, que no permite una óptima oxigenación. Yo no uso cremas costosas, porque le saco mucho partido a los productos que hay en mi nevera, por eso les voy a compartir unas recetitas que me encantan.

Tónicos naturales que tu misma puedes hacer en casa:

Para limpiar, hidratar y prevenir las arrugas: pon a hervir 250 ml de agua purificada, bajas
del fuego y pones 10 hojas de ortiga, tapas y dejas reposar esta infusión por 3 horas. Por otro lado pon durante tres días 250 ml de agua con media libra de arroz integral bien lavado, lo tapas dejándolo reposar durante este tiempo. Finalmente mezclas la infusión de ortiga con el agua de arroz (solo el agua) y le agregas 25 ml de alcohol. Lo envasas en un frasco oscuro y lo aplicas todos los días, después de lavar muy bien la piel con un algodón. Permite que la piel quede húmeda con este preparado y déjalo secar naturalmente. Hazlo por la mañana y antes de acostarte. Yo prefiero dormir con la piel limpia, solo tónico, de esta forma permito que mi piel se regenere de forma natural, las cremas no dejan respirar la piel los poros quedan cubiertos por la grasa artificial. Las hidratantes o nutritivas las dejo para el día. Son mis secretos, no tan secretos que a mi me funcionan.
Share on Google Plus

About belleza con Luza

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.

0 Tu comentario es importante :

Publicar un comentario

En los comentarios encontrarás muchas respuestas a tus preguntas. Inscribete y llena el formulario, así nuestro contacto es directo. Fuerte abrazo, Luza